Cuando queremos tener un instante de paz y tranquilidad sin ser interrumpidos, anhelamos tener un lugar al cual ir. Destinar un lugar a donde ir para trabajar en nuestro ser junto a los seres de luz, es tener un espacio sagrado.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *